41861680_742347406100705_6707896454221922304_o

Cuando mi cerebro suda ciertos recuerdos
y mis oídos escuchan voces con tonos rosa
reconozco que mis mejillas toman
el color invisible de la vergüenza

Algo me decía que al volver
mis manos no iban a ser tan fuertes
como para golpear palabras antes
incluso de ser pronunciadas

Me veo en conversaciones sujetadas
a la palabra “valiente” para
buscar entre vosotros
el precipicio más cercano

Sabía que la palabra “valor”
iba a tomar la forma de una cruz
para el logo del tanatorio
de las palabras que
no quiero ver morir

Que estaría entre la mirada de los
que me escucharían y eso
traería niebla a mi alrededor
a mis pensamientos
mi reflexión
incluso a
mi próximo voto
de elección

No niego que cuando escribo esto
lo hago observándome y reconociendo
que se me caería la cara de vergüenza
si algún día, alguno de ellos
leen estos poemas
de aquella situación
un profesor blanco que decía
lo bien o mal

La lucha interior no tiene colores
tiene un recuerdo para la supervivencia
te hace esconder la medicina
la marca de tu ropa
te vuelve frío con el racismo
y te prepara un escondite
en el lado oscuro de la luna

Solo tengo una palabra salvada de allí
y que me tatúo cada vez que me preguntan
si blandí un arma, vi gente morir o
qué ocurre por allí

“Humildad”, por favor,
querida palabra
llega por aquí
y que llegue
a todos vosotros

Enrique Adam

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.
A %d blogueros les gusta esto: